Guía Chilango: Satélite

por Uriel Waizel (y el equipo de Satelín-Torres)

Dínos el mejor recorrido dominguero de tu barrio.

Las ‘Aguas de la Zona Azul’, son el epicentro del ágape sateluco (aunque hoy, cualquier Starbucks tiene igual magnetismo). Las distintas plazas: Satélite, Mundo E y ahora ‘La Cúspide’ son vórtices dominicales para la zona. Por la tangente: Quesadillas en el Parque de los Remedios o en Tepozotlán, con visita a la churrigueresca iglesia colonial.

¿Cuál es el secreto mejor guardado de tu zona? (Puede ser una leyenda, un restaurante al que sólo van los vecinos, una tienda exquisita, un barecito de parroquianos, la mejor lectura de tarot de la ciudad, puede ser cualquier cosa.)

Cual ghetto medieval, Ciudad Satélite oculta un laberinto de trascalles que interconectan las manzanas: fueron diseñados para uso peatonal y como corredores de servicio (la basura se recogería atrás de las casas, por ejemplo). Hoy la mayoría están clausurados, pero los muros bien podrían alojar miles de metros cuadrados de grafiti comunitario, ‘East L.A. style’.

¿Dónde cenas después de las 11?

Para los carnívoros-chovinistas-satelucos es unánime: las ‘Burguers de Fuentes’ sobre Avenida Fuentes de Satélite. Son al cabrón… perdón, carbón.

¿Cuál es la más rica experiencia gastronómica por tu casa (ya sean restaurantes o puestos callejeros)?

Se vale presumir que la cadena de restaurantes de mariscos – Fisher’s – tuvo su matriz en la zona de Acatlán, en Naucalpan: Comenzamos por Satélite, ¡luego el mundo!

¿El rincón más romántico de los alrededores?

Los jardines y parques comunales dentro de cada circuito en Satélite: ahí se respira el suburbio del American Dream. La carretera a Chiluca y la Presa Madín – de noche – completan el cuadro para poner “Sleepwalking” de Santo & Johnny en la radio del Chevrolet’ 57.

¿El mejor bar y/o antro?

‘La Peña del Sapo Cancionero’, no es ni el mejor bar o antro, pero es el bastión de la Trova y la Canción latinoamericana de protesta: la embajada de Coyoacán en Satélite. Digna de preservarse para la historia.

¿Cuál es el placer culpable que sólo encuentras en tus rumbos?

El mayor placer culpable se lleva en el código postal: Hasta Café Tacvba sacó una canción en Sino “53100”. Amedrentar a los chilangos al revelar el orgullo sateluco, es un acto reedificante.

¿Qué lugar seguirías frecuentando aunque ya no vivieras aquí?

Las Torres de Satélite. Sus figuras en forma de cuarzo son como el planeta Kryptón: renuevan el espíritu para regresar a luchar a la Tierra… bueno, al D.F.

¿Qué lugar-monumento o semejante está en otra zona pero debería estar en la tuya o viceversa?

¿Y qué pasaría si hiciéramos un enroque entre las Torres de Satélite y el Ángel de la Independencia? Este gesto de reconquista causaría tanta polémica como el anuncio de Absolut que replanteaba la frontera México-E.U.A.

¿Por qué vives ahí y no en otro lado?

Mis papás viven en Echegaray. Yo viviría allí de no ser por el infranqueable tránsito. Ahora soy parte de la fuga de cerebros y estoy autoexiliado en la Roma.

¿Qué tipo de personas habitan el barrio (nivel socioeconómico, costumbres de los lugareños, edades, look, estereotipo distintivo)?

El estereotipo marca que el sateluco es tosco, iletrado, consumista y proyanqui. Sí, sí: culto por el automóvil (achaparrado), placas de neón y actitud de junior ochentero. Cabe resaltar que la primera generación de colonos está envejeciendo con la zona, a 50 años de su fundación, y no hay una evidente gentrificación, dada la citada migración de capital humano hacia el D.F. ¿Se convertirá en una villa para el retiro?

¿Qué otros personajes ilustres han habitado allí? Cuéntanos algo de la historia del barrio.

Beto “El Boticario” (de La Carabina de Ambrosio), el cómico “Pompín” Iglesias, el ex futbolista Luis García; los medallistas olímpicos Soraya Jiménez, Fernando Platas y Carlos Mercenario; claro, los hijos pródigos, Café Tacvba. El ex presidente Miguel Alemán construyó su casa en la zona residencial: Satélite fue fundado cinco años después de su mandato, en 1957.

¿Hay alguna movida artístico-cultural en la zona? ¿podrías describirla?

‘Satelín-Torres’, un colectivo fundado por el artista Fernando Llanos y por un servidor. Buscamos generar conciencia y orgullo local al resaltar todo lo que tenga que ver con Satélite. Coleccionamos iconografías, nostalgia, historias, investigaciones y nos declaramos fans de las Torres de Satélite. Tras cinco años de la fundación, hemos encontrado resonancia en nuevos adeptos y de modo viral somos parte de una insurgencia sateluca.

Cuéntanos una anécdota de algún personaje clásico de tu zona, alguien que lleve años viviendo allí y todo mundo conozca (algún tendero, cantinero, taquero, o librero, galerista).

Por último: algún detalle muy gracioso o muy curioso de tu colonia, algo que sólo pase allí.

El anuncio de los marcianitos, utilizado para publicitar la zona residencial en los tempranos ‘60, es todo un clásico vintage que mantiene su gracia y originalidad. ¡Claro!, si se trataba de una “Ciudad Satélite”, en la Era Espacial, ¿porqué no ilustrarlo con platillos voladores? No intuían el estigma de alienación con el que cargaríamos los vástagos del suburbio.

Would you like to comment?

Leave a Reply